• Envío Gratisen pedidos +29€
  • Pagos Seguroscertificado SSL
  • Devolucionessin problemas
  • Primeras Marcas100% garantizado
PRODUCTO AÑADIDO AL CARRITO CORRECTAMENTE

Plastilina Para Niños

La plastilina para niños es un valioso instrumento de aprendizaje para los más pequeños. La plastilina infantil ayuda a los pequeños a desarrollar su imaginación. ¡Y además, de forma segura!

Educar con plastilina para niños

La capacidad de moldear que ofrece la plastilina convierte a este versátil material en perfecto para el aprendizaje y el juego de los niños. La plastilina para niños constituye un complemento perfecto en el aprendizaje pues les permite “dar forma” a su imaginación, plasmar en la pasta de modelar sus sueños y fantasías.

En el proceso educativo, la plastilina para niños es útil tanto para desarrollar la imaginación como para mejorar habilidades motrices. En los niños de 2 a 5 años les ayuda a desarrollar su capacidad de agarrar y manejar objetos, estimulando la que es conocida como motricidad fina.

La motricidad fina es la coordinación de huesos, músculos y nervios para realizar pequeños movimientos, de gran precisión. En los niños pequeños, la plastilina infantil les ayuda a coordinar el movimiento de músculos y huesos de manos y dedos. Al amasar, alisar y separar trozos de plastilina, el niño perfecciona este tipo de habilidades motrices.

Otro de los beneficios de la plastilina para niños en el proceso educativo radica en su capacidad para aumentar la concentración de los más pequeños. Además, está también comprobado por diversos estudios que jugar con plastilina tranquiliza y relaja a los más pequeños. La plastilina para niños ha demostrado, particularmente, su utilidad en relajar a niños afectados por TDAH.

La utilidad de la plastilina infantil en el TDAH

El Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad es un síndrome que afecta a millones de personas en todo el mundo. Se origina en la infancia y conlleva problemas de atención, impulsividad e hiperactividad en los afectados. La TDAH es un síndrome infra diagnosticado que constituye una causa frecuente de fracaso escolar, así como problemas en las relaciones sociales.

El uso de la plastilina infantil es un eficaz desestresante para niños con TDAH.  El contacto con la plastilina para niños y las figuras que pueden obtenerse con ella en un corto período de tiempo tienen un efecto relajante y placentero en el menor con TDAH.

Además, la potencialidad de la plastilina en la estimulación de la imaginación también puede servir al niño con TDAH para aumentar su autoconocimiento y seguridad.

Diversos estudios han sostenido la utilidad de la plastilina infantil en la mejora de las habilidades y la concentración de los niños afectados por TDAH.

Plastilina casera para niños de 2 años

La plastilina que se puede adquirir en comercios y tiendas online, generalmente, es plastilina para niños de 3 años o mayores. La mejor plastilina para niños de 2 años es la plastilina casera, elaborada de forma manual con ingredientes comestibles.

La plastilina para niños de 2 años puede elaborarse con harina, agua, aceite  y colorantes comestibles. Se trata de una plastilina no tóxica y segura en el caso de que los niños procedan a ingerirla, voluntaria o accidentalmente. Sin embargo, la plastilina no es un alimento y fabricarla con componentes comestibles sólo es una medida de seguridad pues los niños de 2 años o menores tienden a llevarse a la boca sus elementos de juego.

Trabajos en plastilina para niños

Padres y educadores pueden proponer actividades de plastilina a los niños que les ayuden a desarrollar sus habilidades motrices y evolucionar, así, en el aprendizaje.

Una de las manualidades de plastilina para niños más comunes, especialmente dirigida a niños de preescolar, es crear formas de letras y números. Los padres y educadores pueden ayudar a los pequeños a hacer esta plastilina para niños de preescolar presionando sus manos sobre las de los pequeños para crear las formas. Estas figuras de plastilina ayudarán a los menores a deletrear letras y reconocer números.

Otra de las actividades con plastilina para niños más recomendable es ensartar cuentas de plastilina. Este tipo de manualidad está especialmente indicada para niños más mayores, de 4 ó 5 años. Para moldear esta plastilina para niños el primer paso es crear bolas de plastilina de unos 3 ó 4 cm. A continuación, hay que proporcionarles a los pequeños una pieza de estambre con una aguja de plástico ensartada y enseñarle cómo ensartar cada bola en el estambre para hacer un collar. Cada bola puede ser de un color diferente. Esta actividad sirve, principalmente, para desarrollar la habilidad manual de los niños y la coordinación.

Ensartar cuentas de plastilina también puede ser una actividad para niños de 2 ó 3 años si no se utilizan agujas y padres y educadores supervisan muy de cerca la actividad.

Por último, otra técnica con plastilina para niños es hacer impresiones. Al presionar cualquier objeto sobre la plastilina infantil, éste queda impreso sobre la misma. Para descubrir formas y texturas es una actividad fabulosa: los límites los constituye únicamente la imaginación, pues se pueden emplear infinidad de objetos cotidianos para que los niños exploren y descubran.

Si te interesa adquirir pastillas de plastilina, pero no tienes claro ni la marca ni el tipo, te ayudamos a través del siguiente enlace. En nuestra sección global de plastilinas para el colegio podrás indagar en todas y cada una de ellas.